Glaucoma

Inicio / Glaucoma
Glaucoma

El Glaucoma es una enfermedad del ojo que se define como una neuropatía óptica progresiva o una enfermedad del nervio óptico.

Uno de los principales factores que pueden inducir a un glaucoma es una presión intraocular alta, mientras que una persona con una presión relativamente baja puede tener daños en el nervio óptico, otra con una presión ocular alta durante años puede no llegar a tener daños en toda su vida.

Se ha comprobado que varios factores pueden desencadenar la apoptosis celular con pérdida de la estructura de sostén neuronal y posteriormente funcional del nervio óptico, por lo que la ceguera se presenta por áreas y “pixeles” del campo visual.

Entre estos factores están el trauma repetido (cambios de presión intraocular), enfermedades de la microcirculación como, diabetes mellitus, hipotensión e hipertensión arterial, tabaquismo y drogas vasoconstrictoras, aunque puede presentarse como apoptosis neuronal espontánea con probable influencia de oncogenes y tendencia familiar.

Un glaucoma sin tratar conduce a un daño irreversible del nervio óptico, con destrucción del mismo y con la consecuente pérdida del campo de visión, y puede convertirse en una ceguera parcial o total.

Tratamiento para el Glaucoma

Láser de Argón Trabeculoplasty (Trabeculoplastia)

El Láser de Argón Trabeculoplasty (ALT) es un procedimiento que ha probado ser eficaz para los diferentes tipos de glaucoma. El laser se utiliza para agrandar el conducto de drenaje a fin de ayudar a controlar la presión del ojo.

El ALT a menudo se recomienda cuando la terapia médica solo está insuficiente en el control de la presión y la progresión de glaucoma. Sin embargo, esto recientemente ha sido abogado por unos como la terapia primaria en el tratamiento de glaucoma, sobre todo para aquellos pacientes quienes tienen contraindicaciones a medicaciones para el glaucoma o por cualquier razón, son incapaces de usar el colirio.